Ensayo de las acciones de las Fuerzas Armadas y el Derecho Internacional Humanitario. Las Reglas de Enfrentamiento (IV)

Esta es la cuarta y última de las entregas del “Ensayo de las acciones de las Fuerzas Armadas y el Derecho Internacional Humanitario”, escrito por Bruno Cárcamo Arvide. Este es un trabajo más de EstadoMayor.mx en aras del análisis y difusión de información referente a las Fuerzas Armadas y la Seguridad en México.


México, 1 de marzo.- El Presidente Enrique Peña Nieto declaró en la ceremonia pasada con motivo del Día del Ejército:

…cada operación es sometida a la más exhaustiva revisión, a fin de verificar que cumpla con un estricto marco de protección y respeto a los derechos humanos. Pocas organizaciones militares en el mundo están sujetas al nivel de exigencia y de escrutinio como las Fuerzas Armadas de México. “
Ceremonia Día del Ejército, 19 de febrero. http://www.estadomayor.mx/71033

Un posible problema legal nacional e internacional está latente. El Estado y las figuras a cargo de él, deben ser muy cuidadosas con sus declaraciones. Además de aprovechar todo momento para calmar o evitar se generen malas interpretaciones o versiones a medias de los hechos. Al menos eso dicta el sentido común que deberían estar haciendo.

Toda acción militar debe cumplir cuatro lineamientos: limitación, necesidad militar, humanidad y proporcionalidad. Las operaciones modernas de las Fuerzas Armadas se han transformado en un asunto de interpretaciones y revisiones de lo que dicen las normas, leyes y tratados internacionales; una revisión inmediata y constante de si es lícito o no, disparar o actuar de determinada manera.

En los ejércitos más poderosos del mundo, las decisiones ahora se toman en colaboración con expertos juristas que determinan y dictan si es lícita la acción. En otras palabras, ellos dicen si se puede o no atacar. Si es proporcional o excesivo. SI corren riesgos legales que los podrían llevar a ser acusados como criminales de guerra o bien, reconocidos como héroes.

En la ex-Yugoslavia, la operación internacional “Deny Flight”, un abogado operativo (término para estos nuevos elementos) dio su asesoramiento puntual y específico en Derecho Internacional de los Conflictos Armados (DICA, también conocido como DIH) constantemente al comandante de la V Fuerza Aérea Aliada Táctica. El abogado operativo estaba presente en todas las reuniones informativas, de estrategia y análisis, así como la recomendación para la neutralización o destrucción del objetivo.

En “Desert Shield” los mandos contaron con oficiales jurídicos encargados. Para “Desert Storm”, los abogados operativos acompañaron permanentemente a los comandantes, asistiendo en todas las tareas desde la selección de objetivos hasta la recomendación para la neutralización o destrucción del mismo.

Además del abogado operativo, los ejércitos modernos generan Reglas de Enfrentamiento específicas y particulares para cada operativo. Estas reglas son una lista de condiciones y acciones de respuesta para todo tipo de situaciones que se puedan presentar en el desarrollo del operativo. El ejército americano acostumbra entregarlas plastificadas a cada soldado para que recurran a ellas. Las Reglas de Enfrentamiento son revisadas por conocedores del DICA / DIH para evitar problemas o acciones ilícitas.

  

Enrique Peña Nieto enunció en la Ceremonia del Día del Ejército: “Diariamente realizan cientos de misiones de alta peligrosidad en las que se enfrentan a violentos grupos criminales. Ante este desafío, nuestros institutos armados han armonizado sus reglamentos internos con las nuevas leyes nacionales e internacionales en materia de derechos humanos” Ceremonia Día del Ejército, 19 de febrero. http://www.estadomayor.mx/71033

Las Fuerzas Armadas de México cuentan con un “Manual del Uso de la Fuerza, de aplicación común a las tres Fuerzas Armadas” de 35 páginas. Esta es una de las herramientas que tiene dicho manual para evaluar el uso de la fuerza:

Es muy peculiar que en un manual para el uso de la fuerza de un ejército, haya mención a delitos y asuntos propios al orden común y seguridad pública. El Capitulo II, en lo referente a las circunstancias en que es procedente el uso de la Fuerza, indica:

9. Circunstancias.
Los integrantes de las fuerzas armadas podrán hacer uso de la fuerza, para:A. Cumplir un deber actuando en apoyo de las autoridades civiles.B. Contrarrestar la resistencia no agresiva, agresiva o agresiva grave.C. Impedir la comisión inminente o real de delitos.D. Proteger de una agresión, bienes jurídicos tutelados.E. Su legítima defensa.F. Controlar a una persona que se resista a la detención en los casos de flagrancia

El Manual tiene muchos puntos que recuerdan a un reglamento o código civil. Por ejemplo, el Capitulo II, punto 15, Aspectos Generales, autoriza el uso de armas letales para “evitar la comisión de un delito”.

b. Acciones a realizar durante una agresión con armas letales.1. Hacer uso de sus armas de fuego sólo en legítima defensa o de otras personas, en caso de peligro inminente de muerte o lesiones graves, o con el propósito de evitar la comisión de un delito grave que entrañe una seria amenaza para la vida y sólo en caso de que resulten insuficientes medidas menos extremas para lograr dichos objetivos.

No salimos de la nube gris legal. El ejército no dispara a civiles, sólo al enemigo. Las Fuerzas Armadas no se encargan de los temas civiles. Es su esencia y deber ser, en el estricto sentido filosófico. Más leña para el descontento de los mandos superiores de las tres Fuerzas, muy en la línea de las declaraciones de que no son ni desean realizar labores de policía.

El Manual recoge muchos principios y normas del DIH y DIH consuetudinario, protección a los civiles, evitar daños a bienes, establecer medidas de protección y también sobre las responsabilidades de los comandantes.

No siempre es ilícito el daño o muerte de un civil a consecuencia de una acción de guerra. Esto es permitido si el resultado del ataque confiere una ventaja militar.

Los siete segundos que disparó la fortaleza aérea, ¿tenían como consecuencia una ventaja militar? ¿esta ventaja resultaba proporcional al operativo? El manual en el Capítulo I, Concepto y Principios sobre el Uso de la Fuerza, menciona:

3. Principios aplicables al Uso de la Fuerza.b. Proporcionalidad: cuando se utiliza en la magnitud, intensidad y duración necesarias para lograr el control de la situación, atendiendo al nivel de resistencia o de agresión que se enfrente; se refiere a la relación entre la amenaza al bien jurídico tutelado del personal o de la población civil ajena a los hechos, y el nivel de fuerza utilizada para neutralizarla.

La gravedad de una amenaza se determina por la magnitud de la agresión, la peligrosidad del agresor, sea individual o colectiva, las características de su comportamiento ya conocidas, la posesión o no de armas o instrumentos para agredir y la resistencia u oposición que presenten.

¿Qué relación hay entre siete segundos de fuego de un cañón de una fortaleza aérea y “ el único objetivo de que se retiraran de la azotea”?

También es recíproco la relación en sentido inverso. Así es que el convoy del ejército emboscado en Sinaloa no contará con armas de alto calibre. Es una realidad el gran poder del crimen organizado y su ahora capacidad táctica para emplearlo. Otra muestra reciente, un helicóptero Cougar en Jalisco fue derribado por un grupo criminal armado con lanzacohetes RPG, de uso común por fuerzas irregulares involucradas en conflictos armados. (Claves para entender el derribo del Cougar EC725 y al Cártel Jalisco Nueva Generación http://www.estadomayor.mx/53350 ).

La Comiisión Nacional de los Derechos Humanos dictó en diciembre del 2016, un fallo vinculante a partir de una queja interpuesta por César Gutiérrez Rebollo a razón de la emboscada en Sinaloa.

En un hecho histórico, la Comisión dicta un fallo vinculante, en el cual se iniciará una indagatoria para determinar cómo procedieron las instancias de procuración y administración de justicia en los actos previamente mencionados, los cuales en las propias palabras  del segundo visitador general de la CNDH, Enrique Guadarrama, “no deben quedar impunes y se deben investigar y sancionar los diversos ilícitos que se hubiesen cometido por las instancias encargadas de la administración y procuración de justicia, con todos los recursos y capacidades que la ley les permita”.Los soldados mexicanos estarán más protegidos gracias a la resolución de la CNDH: César Gutiérrez http://www.estadomayor.mx/69078

Retomando la cuestión de la proporcionalidad en el uso fuego por parte del helicóptero de la Marina en Tepic, quizá una analogía ayuda a responder. El Coronel en retiro del Ejército del Aire de España, Don Javier Guisández Gómez, explica cómo se debe dar la proporcionalidad de las Fuerzas Armadas en tiempo de paz y da un ejemplo de una respuesta no proporcional:

LA PROPORCIONALIDAD DURANTE TIEMPO DE PAZ

El tratamiento de este principio, cuando el escenario no es de guerra, es mucho más restrictivo, ya que a la luz del DICA, toda la normativa nacida y elaborada para ser aplicada, como indica de manera expresa su título, durante un Conflicto Armado, permanecerá, en el mejor de los casos dispuesta, pero siempre en el cajón.

Dicho con otras palabras, en este escenario, no habrá operaciones militares, sino operativos y acciones policiales; no habrá objetivos militares sobre los que aplicar la fuerza, sino tan sólo la búsqueda del imperio de la ley y el orden; no habrá posible Ventaja Militar para alcanzar, al no existir enemigo; no habrá operaciones ofensivas sino exclusivamente defensivas, ya que el hecho de ejecutar una operación ofensiva equivaldría a cometer una agresión sin justificación alguna, y en consecuencia, ningún uso de la fuerza por las Fuerzas Armadas, como tal, tendría justificación legal.

[…]

Por otra parte, las Fuerzas de Seguridad del Estado, como ya se ha mencionado, desarrollarán el papel más importante, ya que el máximo nivel de violencia existente sería el de disturbios, tensiones, motines, etc.; mientras que las Fuerzas Armadas se ocuparían tan sólo de apoyar a las anteriores, o en el caso más desfavorable, de actuar en misiones policiales.

En este caso, a la luz del DIDH, el Índice de Proporcionalidad (IP) se definiría como la proporción o cociente entre la Agresión u Ofensa recibida y la Reacción o Defensa que realicemos en respuesta a aquella.

Dicho con otras palabras, sería necesaria una acción previa del agresor para que hubiese una reacción, y ésta tendría que ser proporcional a aquella.

Obviamente, con el planteamiento que acabamos de hacer, se podría calificar de desproporcionado el hecho de responder, por ejemplo, a un ataque llevado a cabo con un arma tipo MK-47 o similar, con el fuego efectuado desde un helicóptero o desde un avión de combate.

El principio de la Proporcionalidad y de los daños colaterales desde un punto de vista práctico. Javier Guisández Gómez. 28/11/2011 Cruz Roja Española.

El Coronel Guisández es un instructor y capacitador del CICR. Entre los varios cargos que ha desempeñado, están el de instructor personalizado de Su Alteza el Príncipe Felipe de España; más de 5000 horas de vuelo en aviones caza y transporte; Diplomado en Estados Mayores Conjuntos; Jefe de la sección de Análisis del Estado Mayor del Aire; Director de los Grupos de Estudio y Seguimiento del Ejército del Aire; Director de la Cátedra Internacional Alfredo Kindelán; Subdirector de la Revista de Aeronáutica y Austronáutica; Representante de España en la OTAN, para la Doctrina de Otras Operaciones Militares Distintas a la Guerra; Representante del EA ante la OTAN, para la defensa NQB de las Fuerzas Aéreas de Reacción; Representante en el programa del avión Eurofighter 2000 para la protección biológica y química del piloto y del avión; Representante del Ejército del Aire para la elaboración de la Doctrina Conjunto-Combinada.

En diciembre del 2002, el Comité Internacional de la Cruz Roja impartió dos cursos de Derecho Internacional de los Conflictos Armados (DICA / DIH) para Oficiales de Inteligencia de las Fuerzas Armadas y la Fuerza Aérea de México. El instructor fue el Coronel Javier Guisández Gómez. ( https://www.icrc.org/spa/resources/documents/misc/5tecj3.htm )

En México, ¿hay un abogado operativo en el Estado Mayor de cada una de las Fuerzas Armadas? ¿En las Regiones Militares, Zonas? ¿En los cuarteles? Durante el operativo, ¿hay uno presente en un cuarto de mando? Los integrantes de los operativos, ¿conocen y recuerdan las 35 páginas del “Manual del Uso de la Fuerza, de aplicación común a las tres Fuerzas Armadas”?

La versión oficial de los siete segundos desde la perspectiva del DIH

Los siete segundos que abrieron esa caja de Pandora legal tuvieron un control de daños en las respuestas del Almirante Secretario Soberón. Muchos de los puntos sobre el DIH y qué tanto se operó en un sentido u otro, tuvieron mención.

Entrevista en radio al Almirante Vidal Soberón

http://www.radioformula.com.mx/s08650n.asp?ssSec=audio&sIdC=atandocabos&idPes=12&idMul=153917

El DIH y DIH consuetudinario cuentan con apartados especiales para la protección de menores. En la entrevista se cierra esa posible vía: “en el evento no participó ningún menor de edad, la gente que fue abatida en este evento, no es ningún elemento menor de edad. “

Las acciones fueron en solicitud y respuesta al fuego que recibían, en legítima defensa “Los quince efectivos que llegaron al domicilio fueron recibidos con fuego real… se pidió el apoyo de un helicóptero artillado … el único objetivo de que se retiraran de la azotea”. Claro que las imágenes y la declaración dejan el entrevelo sobre la proporcionalidad.

En la protección a civiles, otra declaración para evitar confusiones: “nadie salió lesionado por el fuego del helicóptero, nadie…. no hay uno solo que haya sido abatido por el helicóptero” Y también aprovechar para apoyar el principio de proporcionalidad, ya que nadie fue abatido por el cañón del helicóptero.

En la precaución y advertencia a civiles, queda “se insistió desde que llegamos, se estuvo insistiendo durante toda la operación de que era la Secretaría de Marina y que pedíamos su rendición”.

Queda en duda si el operativo estaba compuesto exclusivamente por elementos de Marina o también estaban presentes fuerzas de seguridad pública.

Otra duda se abre sobre el desenlace de los hechos. El Almirante Secretario menciona que: “Después de que abandonaron la azotea bajaron a la parte de un terreno donde había una alberca y dos Suburban blindadas nivel 7 plus, donde igualmente las utilizaron para guarecerse de los disparos de Marina; ellos continuaron combatiendo, aunque en repetidas veces se les dijo que se rindieran, su contestación siempre fue con disparos.”

Fuentes especializadas en blindajes consultadas por EstadoMayor.mx, aseguraron que una Suburban con las condiciones de blindaje 7 plus como la mencionada, no recibe daño sustancial inclusive con calibres de alto poder como el calibre 50, además que comúnmente en este tipo de blindaje también son protegidas las llantas, lo que permite continuar su trayecto. Entonces, ¿cómo lograron que se rindieran? Brinca el recuerdo de una funcionaria pública quintanarroense a quién la policía tuvo que esperar por varias horas hasta que descendió de su camioneta.

Estos siete segundos abren esa caja de Pandora legal para las Fuerzas Armadas jalando el hilo de la proporcionalidad y replanteando el verdadero papel de ellas en el “combate a la delincuencia organizada” o “asistiendo a labores de seguridad pública”. Una caja de Pandora para la cual la “Ley Nacional de Seguridad” no será más que un paliativo.

VIDEO Helicóptero abre fuego durante operativo en Tepic, Nayarit

En la ceremonia del día del ejército, el General Secretario Salvador Cienfuegos nuevamente puso la discusión en el tema: “A quienes, por falta de información o tergiversación de la misma u otros intereses no visibles, señalan que la iniciativa induce a la institucionalización de militares en seguridad pública o a su militarización, les aclaramos que las Fuerzas Armadas mexicanas creen, respetan e impulsan el Estado de Derecho y la gobernabilidad democrática…no debe ser una ley a modo para las Fuerzas Armadas. Esperamos que sea una ley que fortalezca, precisamente, al Estado mexicano. Una ley que puntualice y obligue lo que a cada quien le corresponde hacer”. (Ceremonia Día del Ejército, 19 de febrero. http://www.estadomayor.mx/71036 )

Será un paliativo ya que el papel de las Fuerzas Armadas en labores de Seguridad Pública es un acertijo legal sin aparente respuesta. Para México y la Comunidad Internacional. Desde el llamado a la acción de las Fuerzas Armadas en México ha existido ambivalencia en el para qué y cómo del uso de las mismas. Una problemática que continua en esta administración, (¿Nueva estrategia de seguridad? http://www.estadomayor.mx/?s=¿Nueva+estrategia+de+seguridad%3F )

Porque las Fuerzas Armadas no existen para mantener la Seguridad Pública. Son para defender la soberanía, abatir al enemigo. No disparan contra civiles. Por definición misma.

Porque en México no se ha declarado un Estado de Excepción en el cual la población sea notificada de la suspensión de las garantías y derechos individuales, bajo el cual sean las Fuerzas Armadas las encargadas, autorizadas y sin impedimentos legales de establecer la seguridad y el orden público. Y entonces, en ese caso, todo mexicano sabríamos que un retén o un puesto de control militar es una parada obligatoria. A la vez, cualquier acción contraria a las ordenes del retén, posterior a una revisión de las Reglas de Enfrentamiento, podría ser considerada como una acción contraria a las Fuerzas Armadas. En un Estado de Excepción uno, o es civil y está con el Estado y las Fuerzas Armadas, o en su contra.

Más información

Michoacán, el error de no declarar un estado de excepción. http://www.estadomayor.mx/38110

México, ¿un estado de excepción? http://www.estadomayor.mx/47978

No Aceptar el Estado Especial que Vivimos http://www.estadomayor.mx/70998

Policía Militar suplantando fuerzas del orden público: indicador de un Estado fallido. http://www.estadomayor.mx/67691

Porque ningún gobernante de México quisiera aceptar públicamente que en la cotidianidad se vive en un Estado rebasado por la delincuencia organizada, un Estado fallido. Pero tampoco se crean situaciones especiales o un marco legal que ampare una temporalidad de excepción como la declarada por Francia posterior a los ataques terroristas y que autorizan el uso de fuerza letal contra un civil si esté pretende efectuar actos terroristas. Esos períodos tienen una temporalidad específica así como objetivos claros y definidos, además de reglas de enfrentamiento y condiciones especiales sobre los derechos individuales.

Porque si uno extrapola las acciones de los últimos 10 años de las Fuerzas Armadas en operativos de Seguridad Pública, en grado máximo, el resultado es unas Fuerzas Armadas que disparan y abaten a civiles. Desapariciones. Abusos de Derechos Humanos. El Estado es el responsable de las acciones de las Fuerzas Armadas. De pronto todo tiene una remembranza a las Comisiones de la Verdad instauradas después de las dictaduras militares o los conflictos armados internos latinoamericanas, cercanos en geografía y temporalidad a nuestro país.

Porque las Fuerzas Armadas están indefensas sin reglas o leyes claras… fomentado por la constante explicación y equivalencia que se les hace de que la delincuencia organizada es el enemigo, no civiles quebrantando el estado de derecho. A pesar de que la distinción es sublime, los resultados no son sublimes cuando se les prohíbe el uso de armas de alto calibre ya que estas son excesivas o no adecuadas para patrullajes.

En los casi cuatro años de mandato del presidente Enrique Peña Nieto, las tropas del Ejército Mexicano han sufrido al menos 1, 042 agresiones armadas por parte de grupos del crimen organizado (entre enero de 2013 y septiembre de 2016).Dichas agresiones han causado la muerte de 68 integrantes del Ejército y Fuerza Aérea Mexicanos y han dejado heridos a alrededor de 325 efectivos de las fuerzas armadas, según datos de la Sedena.

Quinta masacre contra militares en gobierno de EPN. http://www.estadomayor.mx/67428

Porque aparte de la declaración de un periodo especial, se desaprovechó otra salida para el conflicto “enemigo / civil” y el uso de la fuerza. La creación de un ente civil intermedio, una policía dotada de armamento y equipo especializado que puede enfrentar a la delincuencia organizada pero con permiso para usar armamento de uso exclusivo para las Fuerzas Armadas. Por toda una serie de problemas en su creación, la Gendarmería pasó de esta idea en muchos analistas de seguridad, una fuerza de orden público armada y equipada, especializada, a una suerte de policía rural. Que además, como la Auditoria Superior de la Federación atestiguó, en números es un rotundo fracaso: De la meta de 10 mil operativos solamente se hicieron 75; de 4,546 elementos, apenas unos 500 aprobaron exámenes de confianza. Para nuestra desgracia, en estos duros momentos para la economía del país, se le destinaron dos mil 842 millones de pesos. (El fracaso de la Gendarmería, http://www.estadomayor.mx/71101 )

Porque en tiempos tan reducidos no se puede encontrar soluciones a problemas tan complejos y viciados desde su origen.

Alejandro Madrazo Lajous, investigador del CIDE, habla de la necesidad de dejar de utilizar a las Fuerzas Armadas en labores de Seguridad Pública desde la perspectiva Constitucional y con el necesario pronunciamiento de un estado especial que anula garantías de artículos constitucionales por períodos específicos. Enuncia: “Hemos vivido en la anormalidad constitucional: las Fuerzas Armadas no pueden seguir ocupando el lugar de la policía civil. Para superar esta anormalidad necesitamos transitar a un nuevo modelo de seguridad pública. Algo es seguro: el camino no será fácil.” ( La salida a nuestro problema de seguridad pública. http://horizontal.mx/la-salida-a-nuestro-problema-de-seguridad-publica )

Porque hasta ahora no hemos tenido autoridad que haya querido enfrentar el problema frontal, con la voluntad política y determinación de una solución ardua, de medio a largo plazo, la revisión y fortalecimiento de las Fuerzas del orden Público, nuestras policías.

Así, en un período tan corto, y con todas las complicaciones, no se puede redactar una Ley de Seguridad Nacional. Si acaso, si dar el primer paso y reconocer que México es un Estado rebasado, donde siete segundos de un operativo militar ponen de manifiesto las incongruencias e incertidumbres legales, Constitucionales, de Derechos Humanos así como del Derecho Internacional en Conflictos Armados también conocido como el Derecho Internacional Humanitario, al tratar de encontrar cómo calzar acciones incompatibles. Las Fuerzas Armadas no disparan a civiles, sólo al enemigo, así como en México la Constitución enuncia que la Seguridad Pública será responsabilidad exclusiva de cuerpos civiles.

Descargar versión completa en pdf Siete segundos que abren la caja de Pandora legal .

Bruno Cárcamo Arvide

EstadoMayor.mx

@Bruno_m9

  1 comment for “Ensayo de las acciones de las Fuerzas Armadas y el Derecho Internacional Humanitario. Las Reglas de Enfrentamiento (IV)

    Deja una respuesta

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *