Ex pilotos de la FAM, vuelan China por equipo contra coronavirus 19

Ciudad de México / 07 abril.- El Boeing 787-8 Dreamliner de Aeroméxico que partió hacia Shanghai para recoger un cargamento de equipo médico, reactivos y otros insumos para reforzar el combate al coronavirus-19 o Covid19, es piloteado por un ex integrante de la Fuerza Aérea Mexicana (FAM) con amplia experiencia en vuelos al continente asiático.

Anuncios

La responsabilidad de llevar al jet N782AM a buen destino es del Capitán Carlos Casillas Corona, ex integrante de la FAM, en donde fue piloto del extinto 8° Grupo Aéreo de Transporte Logístico y de que se retiró con el grado de Mayor.

Con él vuela un equipo de 10 oficiales, pilotos, copilotos, que se turnarán en el viaje que ida tuvo una duración de poco más de 16 horas y de regreso tomará cerca de 18 completar la encomienda.

De acuerdo con la Asociación Sindical de Pilotos Aviadores (ASPA), en la tripulación también están los capitanes Ángel Goñi, Enrique Amado Gómez y Alfonso Alcalá, entre otros dependiendo el segmento del vuelo.

En la tripulación también hay ex integrantes de la FAM con amplia experiencia en vuelos comerciales. Para volar a Shanghai para recoger equipo médico, y material clínico contra el Covid-19, el Boeing 737-9 de Aeroméxico fue modificado, quitándole los asientos en los que viajan regularmente hasta 275 pasajeros como máximo.

ASPA señala que Aeroméxico cuenta con 19 aeronaves Boeing 787-8 Dreamliner, en versiones serie 8 y 9. Aeroméxico cuenta con 1,176 pilotos y su filial Aeroméxico Connect, tiene con 656 pilotos, señaló la asociación sindical.

Pilotos de ASPA realizaron hoy el primer vuelo entre México y China operado por Aeroméxico, con el objetivo de establecer un puente aéreo de ayuda humanitaria.

Con personal de la Secretaría de Relaciones Exteriores a bordo, este vuelo con destino final en Shanghai tiene la misión de traer el primer pedido de equipo médico y de protección para el personal de salud adquirido por el gobierno mexicano para atender la emergencia sanitaria por COVID-19, agregó ASPA.

El Dreamliner que viajó a China es el mismo que en 2016 llevó al Papa Francisco de regreso a Italia, despegando desde Ciudad Juárez, Chihuahua, en la nave a la que se rotuló como “Misionero de Paz”.

Aeroméxico no cobró nada al gobierno de México por el vuelo a Shanghai. Todos los gastos corren por cuenta de la empresa, indicaron fuentes del gobierno federal.

Jorge Medellín / @JorgeMedellín95 /EstadoMayor.mx

Anuncios

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.