Ordenan enviar a Gutiérrez Rebollo a su casa

El General Gutiérrez Rebollo. Foto: puntorevista.comUn tribunal federal ratificó el amparo que se falló hace más de dos años a favor del general de división Jesús Gutiérrez Rebollo, por lo que podrá enfrentar en prisión domiciliaria el último de los juicios que le quedan. Tras más de 16 años detenido y echar abajo una serie de acusaciones que dieron pie a 14 procesos, de los cuales en 12 de ellos ha sido absuelto, el militar se enfrenta al último capítulo que podría desembocar en su rehabilitación definitiva.

México, 21 de julio.- Fue una apelación que tardó más de dos años y medio en resolverse por parte del segundo Tribunal Unitario con sede en Tepic, Nayarit. El pasado viernes 19 de julio los magistrados que integran esta instancia, resolvieron un  incidente de libertad a favor del general de división Jesús Gutiérrez Rebollo, por lo que en los próximos días podrá enfrentar el último juicio que le falta —por acopio de armas—desde su casa.

Este fallo a favor de la apelación que se presentó por el incidente de libertad, ordena al juzgado segundo de distrito la sustitución de la pena por prisión domiciliaria, para que desde ahí espere la sentencia del último de los 14 juicios que enfrentó, de los cuales en 12 quedó absuelto y uno más está en trámite para que sea la Suprema Corte de Justicia de la Nación la que se pronuncie. El general Gutiérrez Rebollo ganó un amparo en el año 2011 para que pudiera enfrentar su proceso desde su casa debido al precario estado de salud en que se encuentra. Pese el fallo a favor, la juez segundo de distrito negó el traslado por lo que se presentó una apelación ante el Tribunal Unitario, el cual ratificó la sentencia a su favor el viernes 19 y se ordenó la sustitución de pena por prisión domiciliaria, informaron horas después del fallo sus abogados defensores.

En los días siguientes corresponde a la secretaría de la Defensa Nacional autorizar en cuál de los domicilios a los que tienen derecho el general, podrá esperar el último fallo de los juicios que se enfrentó desde 1997, cuando fue detenido acusado de diversos ilícitos entre los que destacó una supuesta relación con el capo del cartel de Juárez, Amado Carrillo Fuentes, fallecido en julio de aquel año.

Debido al deteriorado estado de salud del divisionario, en abril del 2011 fue trasladado del penal del Rincón Nayarit al hospital central militar de la ciudad de México. Bajo estrictas medidas de seguridad, y con visitas restringidas a su círculo familiar y abogados, Gutiérrez Rebollo espera desde entonces la resolución final a la última batalla legal que, de ratificarse a su favor, lo pondría en libertad definitiva en los próximos meses.

A la Suprema Corte

El equipo de abogados señaló que el juicio por acopio de armas está en vista para sentencia, la cual se podría dictar dentro de los próximos tres meses. Hay confianza en los litigantes debido a que existen varios documentos, oficios de la oficina del entonces titular de la Defensa, el general Enrique Cervantes Aguirre, donde se ordena enviar un lote de armas al entonces Instituto Nacional para Combate a las Drogas (INCD) de la PGR, luego de que Gutiérrez Rebollo fuera nombrado titular de esta área en febrero de 1996. Desde su punto de vista, la acusación no tiene ningún fundamento ya que las armas por las que se le acusó de acopio, no son de su propiedad y le fueron enviadas por órdenes de la secretaría de la Defensa Nacional para que pudiera desempeñar la comisión que le fue ordenada en aquel año.

Pero el caso por el cual se podría dar la rehabilitación definitiva de Gutiérrez Rebollo va camino a la Suprema Corte de Justicia de la Nación. Se trata de un incidente de reconocimiento de inocencia que se basa en el incumplimiento de sentencia de amparo donde se le restituyó el grado militar. La historia se resume así: un tribunal colegiado ordenó hace más de año y medio a la juez segundo de distrito que dictara una nueva sentencia por la acusación de vínculos con el capo Amado Carrillo Fuentes, basada en el arrendamiento de un departamento en la ciudad de México supuestamente propiedad del fallecido jefe del cartel de Juárez. Este es el cargo que le imputaron por delincuencia organizada. En esa sentencia el colegiado ordenó que se le respetara el grado militar de general de división, porque no cometió un solo hecho delictivo como militar en activo, es decir como comandante de la quinta región militar, con sede en Guadalajara, ni como comandante de zona, primero en Culiacán y después en la capital de Jalisco. Se le ordenó a la juez que se basara únicamente en hechos cometidos del 9 de febrero de 1996 al 4 de febrero de 1997, mientras se desempeñó como comisionado del INCD.

La juez no tomó en cuenta la directriz del fallo del tribunal y dictó sentencia de 40 años de prisión por delincuencia organizada. Su resolución no se basó en lo estipulado por el colegiado por lo que se volverá a recurrir este fallo, ahora ante la Suprema Corte de Justicia de la Nación, informaron sus abogados. El departamento motivo de la acusación de delincuencia organizada, fue arrendado por la esposa de Gutiérrez Rebollo a una inmobiliaria propiedad de un empresario del cual se comprobó con documentación certificada que no tenía ninguna relación con Carrillo Fuentes. La imputación se basó, a decir de sus abogados, a que por órdenes del entonces secretario de la Defensa, en ese inmueble “le sembraron” objetos decomisados al capo años atrás que sirvieron como “evidencia” para acusarlo de vínculos con el narco. Llama la atención, refieren, que ese mismo departamento le fue atribuido años después como “prueba” de vínculos con la delincuencia organizada a dos generales más, al brigadier Ricardo Martínez Perea —acusado mediante un anónimo de supuestamente brindar protección al narco— y a su colega hoy fallecido, el también brigadier Mario Arturo Acosta Chaparro, absuelto de ese cargo en 2007.

Por lo pronto la notificación del fallo del tribunal unitario de Nayarit, para que Gutiérrez Rebollo enfrente la resolución de la Corte, y por otro lado la sentencia en el juicio por acopio de armas, podrá hacerlo desde un domicilio particular que tenga el visto bueno de la secretaría de la Defensa, cuyo titular el general de división Salvador Cienfuegos Zepeda, se ha comprometido de manera pública a respetar los fallos de la justicia, sean estos en el sentido que vengan.

Juan Veledíaz

@velediaz424

Estado Mayor

  13 comments for “Ordenan enviar a Gutiérrez Rebollo a su casa

    Deja una respuesta

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *