La escuela Chiapas hoy contra el narco

General Carlos Gaytán Ochoa. Foto: Especial¿Qué tienen en común los principales mandos del ejército mexicano hoy en día? Hay un hecho que marcó a toda una generación y fue su participación en alguno de los agrupamientos en los que se dividió la Fuerza de Tarea Arcoíris, como se le llamó al despliegue militar de las operaciones contra el EZLN. Entonces como coroneles hoy como generales de división, algunos de ellos están al frente de regiones donde el problema del narcotráfico marca la agenda.

México, 29 de abril.- Su baza era la experiencia operativa, quizá una de las mas calificadas entre los oficiales de alto rango del ejército mexicano. Cuando el general de división Carlos Demetrio Gaytán Ochoa ascendió a brigadier, pocos meses después fue enviado a la región de las Cañadas en los Altos de Chiapas, donde fue uno de los generales más jóvenes en comandar un agrupamiento dentro de lo que se llamó “Fuerza de Tarea Arcoíris”. Este despliegue de las unidades militares en esta región del país, fue el nombre que se le dio a “las operaciones de restauración del orden” tras el surgimiento del EZLN.

El general Gaytán Ochoa, ex subsecretario de la Defensa Nacional hasta noviembre pasado y actual director de Banejército, poco tiempo después fue nombrado jefe de estado mayor de la citada Fuerza de Tarea y, de acuerdo a la evaluación de sus superiores, “por su experiencia en el conflicto en Chiapas y por su conocimiento de la región” poco tiempo después fue designado comandante de la 31 zona militar en Rancho, Nuevo.

De la importancia y peso que tuvo el haber participado en la “Fuerza de Tarea Arcoíris”, la cual se dividió por agrupamientos, da cuenta la conformación de las principales responsabilidades hoy en día dentro del ejército. El actual subsecretario de la Defensa, el divisionario Virgilio Daniel Méndez Bazán, en su etapa de coronel le tocó desplazarse a Chiapas para participar en las operaciones contrainsurgentes. Fue en julio de 1995 cuando llegó para ocupar la jefatura de estado mayor del agrupamiento “Bretón”, al mando del general Julián David Rivera Bretón, el cual estaba desplegado en la población de Tacitas. Meses después, cuando el general fue relevado, la unidad se convirtió en el “agrupamiento Méndez” y fue enviado a Monte Líbano, Chiapas, donde permaneció hasta agosto de 1996.

El entonces coronel Méndez Bazán venía de haber sido comandante del 31 batallón de infantería, años antes entre 1990 y 1993 fue profesor de pedagogía militar y de la materia de logística y servicios. Meses después ya como comandante del 88 de infantería, le tocó participar en la llamada Fuerza de Tarea Marte, entre febrero y mayo de 1993, cuando tuvo a su cargo el sector Tamazula, una de las poblaciones de Durango aledañas a la zona serrana de mayor producción de heroína y mariguana.

El general René Carlos Aguilar Páez, actual comandante de la sexta región militar en la Boticaria, Veracruz, fue jefe del “agrupamiento Aguilar” en Ocosingo Chiapas de noviembre de 1996 a agosto de 1997. Meses antes era el segundo de a bordo cuando el mando lo tenía el general Carlos Enrique Adam Yabur, comandante de la 31 zona militar, entonces a la unidad se le llamaba “agrupamiento Yabur”. Como jefe del agrupamiento “Aguilar”, se desplazó a Maravilla Tenejapa, donde estuvo entre los meses de agosto de 1997 a abril de 1998. Posteriormente en mayo de aquel año fue enviado al área fronteriza de Chiapas.

Nacido en Amecameca, Estado de México, el general Aguilar Páez destaca en su hoja de servicios su experiencia desde que era oficial en tareas en terreno. En 1980 fue oficial de información en la sexta Fuerza de Tarea Cóndor en Badiraguato, Sinaloa. De septiembre de 1984 a enero de 1985 fue subjefe de la sección tercera, operaciones, del estado mayor de la Defensa. Después fue agregado militar de la Embajada de México en San José, Costa Rica entre 1985 a 1987. A partir de octubre de 1988 fue segundo comandante y después jefe del grupo de comando del 89 de infantería, donde llegó a ocupar la titularidad. Posteriormente fue nombrado jefe de estado mayor de la décima zona militar en Durango, cargo que ocupó entre julio de 1995 a noviembre de 1996. De Durango pasó a Chiapas, y de ésta entidad a Sonora, como comandante de la guarnición de Agua Prieta, donde estuvo de junio de 1998 a mayo del 2000. En la zona norte, región de tránsito del tráfico de drogas, también estuvo comisionado como jefe de estado mayor de la segunda zona militar, en Tijuana, Baja California, en los meses en que el clan de los Arellano Félix agudizó la disputa que tenía en su territorio contra sus enemigos encabezados por el capo Ismael “el Mayo” Zambada.

El actual comandante de la novena región militar en Guerrero, el general Genaro Fausto Lozano Espinoza, también pasó de estar en operaciones contra el narcotráfico en Sinaloa, a formar parte de la estrategia contrainsurgente en Chiapas. De junio a octubre de 1994, como comandante del sexto batallón de infantería, estuvo en la llamada Fuerza de Tarea Marte en Badiraguato. En diciembre de aquel año fue enviado a la Fuerza de Tarea Arcoíris, en Tapachula, al frente de su unidad, el cual quedó encuadrado en el agrupamiento “Galindo”, de enero a julio de 1995. Profesor de guerra irregular, subjefe de organización y relaciones de la sección segunda (inteligencia militar) del estado mayor, agregado militar en la Embajada de México en Italia, el general Lozano Espinoza antes de su llegada a Guerrero hace pocos meses, estuvo como comandante de la quinta región militar con sede en Guadalajara y jurisdicción en cinco estados del occidente del país.

El también divisionario Daniel Velasco Ramírez, actual comandante de la quinta región militar, venía de ser agregado militar en Ottawa, Canadá, donde permaneció entre 1997 y 1999, y a su regreso fue enviado a Chiapas. Ahí permaneció hasta mayo del año 2000 al frente del agrupamiento “Velasco” en Simojovel. Era la segunda ocasión en que participaba en la Fuerza de Tarea Arcoíris, la primera según se desprende de su hoja de servicios, ocurrió en enero de 1994 en los días más álgidos del levantamiento zapatista cuando era comandante del 22 de infantería y fue enviado a Comitán en apoyo a las operaciones militares en la zona. Dejó el mando de la unidad en 1995 para irse de jefe de estado mayor de la 19 zona militar en Tuxpan, Veracruz donde años antes, en la década de los 80, había estado como número tres de la comandancia.

El general Jaime Godínez Ruiz, actual comandante de la onceava región militar con cabecera en Irapuato, Guanajuato y jurisdicción en esta entidad al igual que en Michoacán y Querétaro, siendo coronel fue jefe de estado mayor de la 36 zona militar en Tapachula, Chiapas, entre agosto de 1994 y enero de 1996, los meses más álgidos del conflicto. Su superior inmediato era el general Mario Renán Castillo Fernández, comandante en jefe de la Fuerza de Tarea Arcoíris, quien resaltó la actuación del entonces coronel Godínez Ruiz como jefe de los servicios regionales. En su expediente resalta que fue jefe de la sección tercera (operaciones) del estado mayor de la Defensa Nacional de diciembre de 1997 a julio de 1998, un área donde ya había estado comisionado entre 1986 a 1988

El actual comandante de la segunda región militar, el general Gilberto Hernández Andreu, fue jefe de la guarnición de Palenque, Chiapas, y comandante del “agrupamiento Hernández”, entre noviembre del 2001 a noviembre del 2003. Antiguo profesor de guerra irregular entre 1988 y 1987 en la escuela militar de enfermeras, como oficial de artillería estuvo buena parte de su carrera comisionado en el Estado Mayor Presidencial donde fue secretario particular del general Arturo Cardona, quien ocupó la jefatura durante el sexenio de Carlos Salinas de Gortari.

El general Alberto Martínez Herrera, comandante de la octava región militar con jurisdicción en Oaxaca, cuando era coronel en 1993, estuvo al frente del batallón 48 de infantería en Cruz Grande, Guerrero. Ahí estuvo entre abril de aquel año y noviembre de 1995, cuando fue enviado como jefe de estado mayor de la 39 zona militar en Ocosingo, Chiapas.

El actual comandante de la 15 zona militar en Guadalajara, Jalisco, el general de brigada Lucino Carlos Piedra Lezama, entre diciembre de 1996 y diciembre de 1998 fue comandante del “agrupamiento Piedra”, también en la Fuerza de Tarea Arcoíris, en ese entonces estaba al mando del tercer regimiento de caballería. Otros mandos territoriales, como el general Augusto Moisés García Ochoa actual comandante de la onceava región militar, participó en las operaciones militares en Chiapas, en este caso al frente del batallón 80 de infantería, pero no quedó encuadrado en operaciones posteriores al frente de algún agrupamiento dentro de la Fuerza de Tarea.

Juan Veledíaz

Estado Mayor

  6 comments for “La escuela Chiapas hoy contra el narco

    Deja una respuesta

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *