Los vuelcos en el tema de seguridad

México, 28 de noviembre.- Hace un año, hace un mes y hasta hace un par de semanas el tema de seguridad en su aplicación era relativamente sencillo en nuestro país: “Vamos por los malos, estén dónde estén”. Por desgracia, este método ha traído pocos resultados palpables para la sociedad, es cierto, se han capturado a varios de los capos más buscados en el país, pero en los números, los delitos al “ras de la banqueta” o los que más afectan a los ciudadanos se redujeron muy poco.

Lo anterior, aunado al aumento en el número de denuncias sobre violaciones a los derechos humanos por parte de las fuerzas del orden, hacen suponer que en la estrategia de seguridad llevada a cabo en este sexenio hubo errores y auténticos tropezones.

Al día de hoy, las reformas para transformar el aparato gubernamental propuestas por Enrique Peña Nieto parecen el inicio de un cambio al menos en la planeación del combate al crimen (organizado y no organizado). La sectorización de la Secretaría de Seguridad Pública Federal, combinado con la creación de la Subsecretaría del Interior hacen suponer que por lo menos cualquier estrategia y/o propuesta tiene que pasar por más cabezas antes de su aprobación.

Por otro lado, las reformas dan la impresión de que se mejorará la relación interdependencias y que las Secretarías dejarán de ser unas islas descontextualizadas de la situación imperante en otras áreas de gobierno, lo cual dará una mejor perspectiva y se contarán con mejores elementos a la hora de diseñar los planes para combatir a la delincuencia.

Aunque dichas reformas aún esperan su aprobación por parte del Congreso de la Unión, Peña Nieto las llevó como su carta de presentación ante Barack Obama en la reunión sostenida el día de ayer, donde pudimos apreciar también un cambio, por lo menos en el discurso.

Con la presión pública de tratar el tema de seguridad, los representantes de México y Estados Unidos, no vacilaron en dar sus impresiones con respecto a la situación por la cual atraviesa nuestro país…pero, esta vez se hizo desde otra perspectiva: en lugar de hablar de combate frontal y tráfico de armas, por mencionar algunos, se habló de economía, empleo, seguridad social y competividad internacional.

De primera mano podría parecer que  “le dieron vuelta” al tema. Sin embargo, lo errores en la aplicación de políticas públicas en cualquiera de las áreas antes mencionadas y el resultado que esto tiene en los bolsillos es lo que provoca al ciudadano común considerar integrarse a las filas de la delincuencia.

Por primera en un buen rato, aunque de manera un tanto escueta, se habló de las causas y no del “delincuente final” al cual hay que perseguir. Todo parece indicar, por lo escuchado el día de ayer, que el combate al crimen abrirá el frente social y económico con el fin de evitar el engrosamiento de las filas criminales, lo cual debilitará el bolsillo de los grandes mafiosos. El combate frontal no será descuidado, pero este también sufrirá de transformaciones y será un poco más pensado.

Solo nos queda esperar a que llegue el 1 de diciembre y empezar a comprobar la realidad de todas estas propuestas y la disposición de Estados Unidos  a coadyuvar en las mismas.

  1 comment for “Los vuelcos en el tema de seguridad

    Deja una respuesta

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *