Los soldados desarmados por mujeres y civiles

México, 27 de mayo.- Quién no conoce la estructura militar, que se convierte en algo muy profundo, en un modo de vida, no puede valorar lo infinitamente difícil que debe haber sido entregar las armas y someterse para los soldados en La Huacana, Michoacán.

Anuncios

Este grupo de militares venía de enfrentarse con criminales, donde habían confiscado armas y una camioneta.

Es decir, de cumplir con una obligación.  Con eficiencia.  Como corresponde.
El tema es la forma en que los criminales tienen controladas poblaciones enteras, donde las familias están a su servicio.  Militares entrenados para el combate, armados, que habían demostrado su valor, se “entregaron” a civiles, mujeres entre ellos. ¿Por qué?  Porque de no hacerlo habría habido muchos muertos.

Porque la orden superior vigente, su nuevo entrenamiento, está a favor de los derechos humanos.  Incluso de los derechos humanos de personas vinculadas a criminales.

Pudieron haberlos matado.  Haber hecho con ellos lo que hubiesen querido quienes los tenían “detenidos”.  De ahí que debamos ponderar las negociaciones que se hicieron para ponerlos en libertad.  Seguramente a cambio de entregar las armas confiscadas, como se sabe en los vídeos que estaban pidiendo los criminales.

¿Esto es lo que queremos?  Obviamente no. Los militares están preparados para confrontarse con los “enemigos”.  Son, a priori, valientes.  La imagen de estos uniformados sometidos tendría que hacernos reflexionar sobre una realidad que se ha dejado crecer, por todas las autoridades, con la complicidad de la sociedad.  Debería obligarnos a voltear a ver a las poblaciones donde mandan criminales.

De esto ha hablado mucho el presidente López Obrador.  Y tal vez no estemos escuchando lo suficiente.  La pérdida de valores es tremenda.  Estamos hablando de núcleos sociales donde la moral es un árbol que da moras, donde a los niños se les enseña a matar, a robar, a vivir bajo otras “leyes” que no respetan la vida.

Esa es la realidad donde quedaron atrapados soldados mexicanos que, simplemente, cumplían con su deber.

Es obvio que en grandes sectores militares esta realidad, que fue subida en redes sociales por los criminales para ahondar en la humillación, lastima profundamente.  Los militares no están hechos para rendirse…

De no haberlo hecho, esto es lo que tenemos que entender, habría muertos.  Civiles, mujeres, niños, muertos por un enfrentamiento con militares. Esta es la realidad.  O se entregaban o los mataban.

La pregunta a responder, de verdad, desde el fondo de nuestra inteligencia, es qué queremos… Qué Ejército queremos…

Isabel Arvide / @isabelarvide / EstadoMayor.mx

Anuncios

  4 en “Los soldados desarmados por mujeres y civiles

  1. Avatar
    Ricardo Hernández
    28 de mayo del 2019 en 02:31

    “De no haberlo hecho, esto es lo que tenemos que entender, habría muertos. Civiles, mujeres, niños, muertos por un enfrentamiento con militares. Esta es la realidad. O se entregaban o los mataban.

    La pregunta a responder, de verdad, desde el fondo de nuestra inteligencia, es qué queremos… Qué Ejército queremos…” (SIC)

    Y si hubieran reaccionado como están entrenados? disparando, defendiéndose, haciendo valer la Ley o la disciplina militar, creo que usted señora Arvide, hubiera sido la primera en levantar la voz y hablar de asesinatos, de abuso del poder contra gente “indefensa” que se dice, está de parte de los criminales a cambio de lo que el gobierno no les da.

    He leído algunas de sus publicaciones relacionadas con militares, en unos se expresa con admiración, describiendo maravillas de los acercamientos que tuvo con el Ejército, sobre todo con mandos superiores y alabando sus labores , en otras, descalificando tal o cual actuación, incluso de forma severa, ahora aprecio que en este suceso refleja desaliento, pesadumbre, tal vez desconcierto, pero bueno, en resumen, hoy, para usted, estos militares son víctimas humilladas y exhibidas, pero en casos anteriores, sus comentarios han denotado que los ha visto como verdaderos criminales del Estado.

    Expreso mi opinión con el respeto que se merece.

  2. Avatar
    lama
    27 de mayo del 2019 en 22:19

    la humillación tiene un limite y los soldados son seres humanos que al no dejarlos actuar para lo que se entrenaron van a tomar otro camino muy distinto a la disciplina militar, ya basta de tantas humillaciones y o dejan actuar al ejercito o retirenlo a sus cuarteles. como se deben de sentir los soldados que su propio jefe máximo no los apoya y al contrario en forma indirecta también los humilla

  3. Avatar
    Dr.Jorge A. de la Fuente Cessario
    27 de mayo del 2019 en 18:13

    Me parece incorrecto de que se hayan sometido ante DELINCUENTES, pues definitivamente, están vinculados con Criminales. Un Militar nunca debe ceder su arma, excepto en caso de Rendiciones, como en el caso del General Ampudia en la Batalla de Monterrey en 1846, que pacto en la Ciudadela o Fuerte Negro. Lo hizo para salvar a sus tropas y aún así, muchos lo vieron como un cobarde, otros como un acto heroico. Esto que ahora sucedió deja un Pésimo Precedente y en riesgo para nuestras fuerzas. O sea que lo que habían logrado, se fue al caño.

  4. Avatar
    Fritz Tegularius
    27 de mayo del 2019 en 16:24

    En la rigidez de la disciplina y el honor militares cuando un soldado cede su arma a quien sea, esta cediendo la honorabilidad de una institucion milenaria y con ella, la respetabilidad!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *