Repone la Fuerza Aérea el Cougar derribado por el narco



México, 6 de abril.- La Fuerza Aérea Mexicana (FAM) vuelve a tener completa su flota de helicópteros Cougar del Escuadrón Aéreo 101, tras haber perdido un aparato y a nueve soldados a manos de tiradores del narco hace dos años y medio.

Anuncios

En mayo de 2015 la FAM sufrió la pérdida del helicóptero EC-725 Cougar -de lo que entonces era la firma francesa Eurocopter- y la muerte de nueve soldados de las fuerzas militares, cuya misión era detener a Nemesio Oseguera Cervantes, El Mencho, líder del Cártel de Jalisco Nueva Generación (CJNG) en el inicio de la Operación Jalisco.

Dos años y medio después de la mayor tragedia sufrida por el Ejército y Fuerza Aérea Mexicanos en la era de la guerra al marco, la FAM logró que la aseguradora encargada de cubrir los siniestros que sufra el material militar aéreo asumiera la parte que le corresponde para conseguir que la empresa Airbus Helicopters siguiera adelante con la reposición de la aeronave.

En 2015, cuando el Cougar 1009 fue derribado, la compañía aseguradora encargada de las pólizas de la FAM era el Grupo Mexicano de Seguros, S.A. de C.V. (GMS), firma especializada en “responsabilidad civil y daños” (sic).

La información del portal de la firma GMS indica que en 1998 la aseguradora estadunidense The St. Paul Companies -fundada en 1853- inició actividades en México y en 2002 un conglomerado de empresas expertas en seguros adquirió la franquicia de la firma original para darle vida al Grupo Mexicano de Seguros.

Aunque en su sitio de internet la aseguradora GMS solo menciona que sus servicios son en el área civil, la Sedena la ubica entre las compañías que han asegurado las aeronaves de la flota militar.

En diciembre de 2017 la Sedena actualizó su información pública referente a la adquisición de aeronaves y vehículos, destacando la compra de un helicóptero H-225M de Airbus Helicopters (antes EC-725 Cougar, de la firma Eurocopter), comprado a un precio unitario de 19 millones 735 mil Euros (‪439 millones, 328 mil 354 pesos con 38 centavos).

Mandos militares de la Sedena confirmaron que la unidad adquirida es similar al Cougar Matrícula 1009, derribada hace tres años en el municipio de Casimiro Castillo, en el Estado de Jalisco, durante la fallida operación para detener al capo del CJNG.

Con la compra del H-225M, la FAM vuelve a tener 11 aparatos de este tipo en el EA 101 y recupera además la capacidad de despliegue operativo para las Fuerzas Especiales del Alto Mando, unidad de élite encargada de los operativos como el que iba a detener a Nemesio Oseguera.

 

Aquel día…

La aeronave derribada formaba parte del EA 101 que tiene su cuartel en la Base Aérea Militar Número 1 de Santa Lucía, en el Estado de México, y que fue asignada a la Operación Jalisco, diseñada para iniciar el desmantelamiento del CJNG comenzando por su líder, El Mencho.

En mayo de 2015, el Ejército Mexicano, la Policía Federal y la PGR pusieron en marcha la Operación Conjunta Jalisco para detener a líderes criminales y frenar la ola delictiva que azotaba al estado y a varias ciudades importantes de la entidad.

El 1° de mayo, una escuadrilla de helicópteros militares y policiales voló desde la Ciudad de México hacia el sur del estado de Jalisco, a un punto ubicado entre las comunidades de Villa Purificación y Autlán de Navarro, para tomar por asalto dos ranchos en los que se encontraba el líder del cartel de Jalisco Nueva Generación (CJNG), Nemesio Oseguera Cervantes, El Mencho, reunido con sus lugartenientes.

El grupo operativo lo integraban dos células de intervención del Cuerpo de Fuerzas Especiales del Ejército y cuatro unidades de apoyo de PGR y Policía Federal. Los dos primeros viajaban en dos helicópteros EC-725 Cougar artillados y con blindaje para resistir disparos de armas calibre 7.62, .223 y 5.56 milímetros.

El Cougar de la Fuerza Aérea Mexicana (FAM) Matrícula 1009, que era piloteado por el Capitán Segundo Luis Alonso Lara Corral, fue el primero en llegar a uno de los puntos a intervenir desde el aire. El Capitán tenía amplia experiencia piloteando aeronaves en la FAM. Antes de asumir el mando del 1009, había estado al frente de varios helicópteros rusos Mi-17.

La operación de captura marchaba sin contratiempos. La escuadrilla recibió información satelital y de inteligencia ubicando a sus objetivos en los lugares esperados. Los helicópteros descendieron al ver desde el aire a un convoy de camionetas que circulaban sobre un camino de terracería.

Ante la sospecha de que El Mencho y sus lugartenientes estuvieran huyendo, se dio la orden de actuar; el Cougar 1009 fue el primero en descender para cortarle el paso al convoy y fue también el primero en recibir disparos de fusiles automáticos que resistió por el blindaje lateral que llevaba.

La segunda carga de los escoltas de Oseguera Cervantes fue la de la tragedia, la letal: dos disparos hechos desde una camioneta blindada con un lanzacohetes RPG-7 impactaron el rotor de cola y una de las puertas del Cougar. La nave, que llevaba 18 pasajeros (2 pilotos, 3 tripulantes, 11 soldados y 2 policías federales) cayó envuelta en llamas y fue atacada mientras ardía y sus ocupantes escapaban del lugar.

Los otros aparatos de la escuadrilla contraatacaron a los escoltas del Mencho, quienes lograron escapar. Al final, seis militares fallecieron en el ataque en el que 10 soldados y dos policías resultaban heridos.

Un mes después (8 de junio), el Senado de la República concedió ascensos post mortem a los Capitanes Segundos de Infantería Sergio Gabriel Ugalde Cortés, Julián Daniel Palacios López y al Capitán Segundo de la FAM Luis Alonso Lara Corral, así como al Teniente de Infantería Rolando Cruz Pérez, al Subteniente de la Fuerza Aérea, Especialista en Electrónica de Aviación, Miguel Ángel Jarquín Robles, a los Sargentos Segundos de Infantería Alberto Sánchez García, Diego Aarón Pedraza Pérez, de Fuerza Aérea de Armamento Aéreo Germán Zamora Cardoso, y al Soldado Policía Militar Enoch Altunar Altunar (fallecido en un enfrentamiento en Tamaulipas, en donde recibió un disparo en un ojo).

En noviembre de 2015, fuerzas federales detuvieron en Jalisco a Iván Casarín Molina, operador del CJNG y responsable del derribo del Cougar 1009 de la Fuerza Aérea Mexicana.

…………………..

RECUADRO:

De acuerdo con la Sedena, son seis las compañías que en los últimos 13 años (de 2005 a 2017) han asegurado con pólizas específicas el material aéreo con el que cuenta la FAM y que actualmente es de 350 aparatos.

Las aseguradoras que han soportado los riesgos del material aéreo de la FAM son:

  • Grupo Nacional Provincial S.A. de 2005 a 2007
  • Seguros AFIRME S.A. de C.V. Afirme Grupo Financiero, solo en 2008
  • GNP SEGUROS, S.A.B. en 2009
  • Seguros ATLAS, S.A. DE 2010 a 2012
  • Grupo Mexicano de Seguros, S.A. de C.V. de 2013 a 2015
  • Seguros INBURSA, S.A. Grupo Financiero Inbursa, en 2016 y 2017

 

Jorge Medellín

@JorgeMedellin95

Estadomayor.mx



Anuncios

  1 para “Repone la Fuerza Aérea el Cougar derribado por el narco

  1. Luis
    25 de abril del 2018 en 21:03

    Jorge Medellín si se adquirio otra unidad, la perdida, se tendrían entonces 12 unidades no 11…..

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *