Con el “Modelo Coahuila”, la seguridad funcionaba en el estado: Humberto Moreira

Foto: Vanguardia / EspecialMéxico D.F., 26 de octubre.- “En otros temas si me arrepiento de otras cosas; en la seguridad no”. Declaraciones del Profesor Humberto Moreira. Su semblante en la fotografía del Diario Vanguardia (http://www.vanguardia.com.mx/notengoaspiracionenlaseleccionesdelproximoanohumbertomoreira-1403680.html), a quien le da en exclusiva una entrevista, muestra los efectos de la pérdida de su hijo.

Anuncios

Humberto y Rubén son hombres que creen y confían en los “asesores”. Extraña de sobremanera que dé entrevistas y declaraciones tan cercano el asesinato de su hijo. Todo polítologo o experto en comunicación recomendaría lo contrario. Aún no. Las emociones tan fuertes nublan lo mensajes, permean sobre la selección de palabras.

El profesor no está escuchando a sus asesores. Peca de omisión como cuando fue Gobernador del estado de Coahuila. Como cuando funcionaba el “Modelo Coahuila” ( http://estadomayor.mx/?p=10509 ) y se le explicaba y repetía los fallos y omisiones de otros. Humberto como Rubén, tienen como principal interés y motor, el bienestar social, la obra pública, el “buen vivir” de sus gobernados. Para lo demás, a veces pareciera que tuvieran oídos sordos. Como cuando sin recibir mayores explicaciones, se detuvo la implementación del “Modelo Coahuila” y en menos de 24 horas, tuvimos que salir del estado, exiliados por un mensajero sin saber cuál era el mensaje.

“¿Por qué nos vamos papá?” preguntaría mi hija en medio de estar regalando ajuar de casa, empacando ropa en maletas improvisadas y celulares que no dejábamos de usar, de llamar a conocidos, a pares de trabajo… que no contestarían. “A iniciar de nuevo madre como tantas otras veces lo hemos hecho… Tienes, tenemos la razón, hicimos bien” trataría de consolarla, “la gente verá que hicimos bien, que el Modelo Coahuila funciona, que sí se pudo, que sí se puede”. Consolarla tragándonos ambos el coraje de que aquellos, contra quienes luchábamos diario, estaban en casa, infiltrados en Gobierno, que estarían celebrando con un cabrito y tequilas, continuando en los puestos claves de seguridad.

No me gusta tener la razón. Ni que el tiempo lo confirme. Así sucedió con la detención arbitraria y con abuso del poder, en Chihuahua de Isabel Arvide. Así lo celebramos cuando tiempo después, la legalidad, justicia y sentido común, comprobó la denuncia que había hecho de la complicidad de las autoridades estatales con el narcotráfico. El tiempo confirmó la efectividad de la comunicación del Modelo Coahuila, ahora es común la difusión de logros y aciertos en medios tradicionales y digitales. Incluso mi idea de hacer una telenovela sobre seguridad y vida de Policías Federales, fue producida por encargo a terceros. Las constantes denuncias en contra del “jefe de los hombres de negro” también fueron “ciertas” desde el momento en que el hermano de Torres Charles es profugo de la justicia ( http://estadomayor.mx/?p=730 , http://estadomayor.mx/?p=737 ).

Otra tarde de octubre, el tiempo volvió a darnos la razón , el hubiera del Modelo Coahuila ( http://estadomayor.mx/?p=10508 ) . “En otros temas sí me arrepiento de otras cosas. en la seguridad no, hice lo que tenía que hacer… Me arrepiento de haber confiado mucho en algunos colaboradores, ciegamente. Yo, por estar siempre con la gente, por estar transformando, entregué la confianza en colaboradores ” Tristeza y pena que haya sido la vida de su hijo. Que el encargado de la policía en Ciudad Acuña ya había sido removido por jefes militares dentro del Modelo Coahuila. ( http://estadomayor.mx/?p=10409 )

Hoy se comprueba la hipótesis que publicábamos de un ajuste de cuentas ( http://estadomayor.mx/?p=10164 ). Se comprueba que en Coahuila, lugar dónde “fueron 17 jefes de Seguridad … esto del ‘Mando Único’ que tanto se cacareó, y que por ineficiencia e ineficacia de aterrizar las políticas públicas no se generó, en este estado fue en el único que se generó”, nos enfrentamos a los más altos intereses del crimen organizado, enfrentábamos en su lugar de residencia al menos a 5 líderes del más alto nivel de los zetas ( http://estadomayor.mx/?p=12304 ).

 

Continúa la entrevista: “Nos ayudó Isabel Arvide, si lo recuerdan.”

Discúlpeme Profesor, ayudar es cuando uno sube tres pisos los dos garrafones de agua a la vecina de la tercera edad.

Nosotros dedicamos las horas del día hasta que ya no habían más para trabajar en pro de la seguridad del estado. Y entonces, trabajábamos más. Muchos, muchos trabajamos en el “Modelo Coahuila” además de militares y las personas que se jugaron su vida y murieron. En todos lo ámbitos. En la implementación del sueño de un mejor México, cambio que debía comenzar en alguna parte y Coahuila fue el dónde. Trabajo que nos ha costado amenazas, que nos obliga a vivir entre armas largas y blindados, a hacer ejercicio pendiente de quién corre al lado. Trabajo que continuamos hoy desde otras esferas y aspectos, incluido estadomayor.mx .

Como aquel día que fuimos exiliados de Coahuila sin saber mayores razones que “ya no se nos requería en el estado”, como la actual ausencia de mi amigo Rubén quién un día paró una comida para tomarse una fotografía con “futuro director”, yo regresando del desierto lleno de arena y cámara en mano. El señor Gobernador del estado de quién aprendí que “con la (mano) derecha, ni para el baño”. Insisto, los vacíos siempre se llenan.

Los Moreira son hombres fuera de la norma en México. Unicos. En sus aciertos. Unicos en sus errores, en sus fallas. Como buenos personajes que construyen la Historia, sus fallas son igual de grandes y trascendentales. Continúa Humberto “Distanciamiento no, cada quien lleva su política… todos los dedos son distintos, todos… (muestra su mano). Yo respeto las políticas de Rubén.” Política, política. Pero además de compañeros políticos, son hermanos. Respecto al funeral: “¿por qué no fue?… es una pregunta que hay que hacerle a él, más que a mí.” Espero no estar acertado en el análisis del distanciamiento…

Por eso, por mi amor a Coahuila, por mi amor a México, creo que Rubén y Humberto, siguen “confiando en sus colaboradores”, sin ver “el bosque por los árboles”. Más cuando escucho al Profesor defender a Torres Charles. En innumerables ocasiones y reuniones, se le notificó de él. No dio resultados. No fue de fiar.

Hoy, los hermanos Torres Charles están, en argot común, huídos. Hoy, el Modelo Coahuila es reconocido. Nosotros tratamos de vivir nuestra vida normal (helados, parques, juegos infantiles) entre armas largas, chalecos, vehículos blindados, transformando la Realidad Social desde nuestras particulares esquinas.

Bruno Cárcamo

EstadoMayor_mx

@Bruno_m9

Anuncios

  21 en “Con el “Modelo Coahuila”, la seguridad funcionaba en el estado: Humberto Moreira

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *