Reubica Sedena mandos y congela a ex integrantes del EMP



México, 5 de diciembre.- En la Secretaría de la Defensa Nacional (Sedena) los cambios de mando y la llegada de los nuevos integrantes de la Plana Mayor que acompañarán al general secretario Luis Crescencio Sandoval González marcan la dinámica interna en los primeros días de la nueva administración militar.

Anuncios

Los reacomodos van desde la designación de mandos en regiones militares, el acomodo de generales en posiciones de inteligencia y seguridad y el envío de mandos del desaparecido Estado Mayor Presidencial (EMP) y del Cuerpo de Guardias Presidenciales (CGP) a la banca y a guarniciones en puntos lejanos del país.

Personajes como el general Roberto Miranda Moreno (ex jefe del Estado Mayor Presidencial –EMP– y el general Inocente Prado López (ex comandante del Cuerpo de Guardias Presidenciales –CGP–) no aparecen por ahora en la lista de cambios o nuevas asignaciones elaborada por la Dirección General de Personal de la Sedena.

De hecho el general Prado López sí figura, pero como “a disposición de esta dependencia”.

Como ya se ha informado, el subsecretario de la Defensa Nacional será el general Dagoberto Espinosa Rodríguez (el general era el comandante de la I Región Militar), el Oficial Mayor será el general David Córdoba Campos (era el comandante de la V Región Militar), el Inspector y Contralor del Ejército y Fuerza Aérea Mexicanos será el general Andre Georges Foullon Van Lissum (era el comandante de la III Región Militar), el comandante de la Fuerza Aérea Mexicana será el general Manuel de Jesús Hernández González, y el Jefe del Estado Mayor de la Defensa Nacional –EMDN– será el general Homero Mendoza Ruiz (ex comandante de la 10ª Zona Militar).

A la llegada de los nuevos encargados de dirigir y administrar a la Sedena se suma una cascada de cambios, reubicaciones, bajas y congelamientos de algunos mandos militares que fueron jefes en el desaparecido Estado Mayor Presidencial (EMP).

El caso más llamativo es el del general de Brigada Inocente Prado López (Mat 10561596), quien fue el comandante del Cuerpo de Guardias Presidenciales (CGP) y hoy se encuentra “a disposición” de la Sedena. El general Prado encabezó al CGP al que llegó luego de haber servido en Cuba como agregado militar en 2004, cuando era coronel. En 2008 ascendió a general brigadier y en 2014 lo hizo al grado de general de brigada Diplomado de Estado Mayor (DEM).

Otro militar que perteneció al CGP, pero que corrió mejor suerte que el ex comandante del CGP es el general José Marcelino León Santiago, quien fue Contralor y Ayudante General del Estado Mayor Presidencial (EMP) y ahora estará en la VII Región Militar en Tuxtla Gutiérrez, Chiapas, ni más ni menos como Jefe de Estado Mayor.

Otros movimientos relevantes se dan en los mandos de las 12 regiones militares del país, de los cuales seis han sido removidos por el general secretario Luis Crescencio Sandoval.

En esta dinámica, el general de brigada Marco Antonio Álvarez Reyes dejó de ser comandante de la Primera Zona Militar (con sede en Tacubaya, en la Ciudad de México) a la que llegó apenas en marzo de 2018, para ser designado ahora como Subjefe de Doctrina Militar del EMDN.

El general Álvarez será el encargado de llevar a delante la modificación de una buena parte de los principios doctrinarios que han regido la formación de militares en las aulas. Incorporará a la brevedad un nuevo plan de estudios que comprenda temas como el respeto a los derechos humanos, elementos básicos del derecho y formación policial, así como el papel de las fuerzas armadas en el esquema de combate a la delincuencia.

En la III Región Militar de Mazatlán, Sinaloa -que era comandada por el general Andre Georges Foullon Van Lissum (ahora Inspector y Contralor General de la Sedena)- estará el general Carlos Ramón Carrillo del Villar, quien fue comandante de la VII Región Militar en Villahermosa, Tabasco.

El tercer cambio es del general Felipe Gurrola Ramírez, ex Inspector y Contralor General de la Sedena en la administración del general Salvador Cienfuegos y quien fue uno de los fuertes candidatos a sucederlo en el cargo. El genera, Gurrola será el comandante de la V Región Militar en La Mojonera, Jalisco, y le tocará enfrentar al Cártel de Jalisco Nueva Generación (CJNG) y diseñar o apoyar el diseño de planes para la captura de su líder, Nemesio Oseguera Cervantes, El Mencho.

En la VI Región Militar de La Boticaria, Veracruz, el general Francisco Ortiz Valadez (ex director del Instituto de Seguridad Social de las Fuerzas Armadas Mexicanas –ISSFAM–) será el comandante designado por el alto mando.

El general Ortiz llega a la comandancia que ocupaba el general José Luis Sánchez León, quien fue comandante de la 22 Zona Militar en Santa María Rayón, Estado de México. El 30 de junio de 2014 un pelotón del 102 Batallón de Infantería perteneciente a esa zona militar estuvo involucrado en la muerte de 22 civiles armados a los que se enfrentó en una bodega de la comunidad de San Pedro Limón, municipio de Tlatlaya, Estado de México.

De los 22 civiles muertos, al menos 15 fueron ejecutados cuando ya se habían rendido y algunos estaban heridos.

En octubre de 2014 el general Sánchez León fue removido como comandante de la 22 ZM y meses más tarde fue enviado a la V RM como jefe del Estado Mayor. Su paso por esa zona militar también fue tortuoso.

El general formó parte de la Operación Jalisco para detener al líder del CJNG, que terminó en un fracaso y tragedia rotundos. Un helicóptero Cougar de la Fuerza Aérea Mexicana (FAM), matrícula 1009, fue derribado el 21° de mayo de 2015 por tiradores del cártel, muriendo nueve elementos ­–ocho militares y un policía federal–.

De la jefatura del Estado Mayor en la V Región Militar de Jalisco, el general Sánchez León fue removido en espera de nuevas asignaciones del alto mando (entonces Salvador Cienfuegos).

En agosto de este año, al final del sexenio de Enrique Peña Nieto, el general Sánchez León fue enviado como comandante de la VI RM en La Boticaria, Veracruz, luego de ser retirado de la jefatura del Estado Mayor de la V RM en Jalisco, en donde se le encargó coordinar y apoyar la estrategia –fallida– para capturar al Mencho.

Sánchez León estuvo apenas cuatro meses como comandante de Región Militar. Por el momento no aparece en documentos oficiales de la Sedena con nuevas responsabilidades militares.

En la VII Región Militar de Tuxtla Gutiérrez, Chiapas, el nuevo comandante es el general Juan Ernesto Bernal Reyes, quien hasta hace unos días fue el comandante del Primer Cuerpo del Ejército (ICE) y sustituye al general Carlos Ramón Carrillo del Villar, hoy comandante de la III RM en Mazatlán, Sinaloa. El general Bernal Reyes publicó hace unos meses el libro Orden institucional y seguridad nacional (editado por ANUIESEl general Gutirerrez  y la Universidad Panamericana, no por la Sedena). Antes de ser comandante de la VII RM, el general fue comandante del ICE y de la III Región Militar.

El último cambio en la estructura de mandos de regiones militares de la Sedena es el del general Salvador Gutiérrez Plascencia, quien llega precisamente como comandante del ICE, en sustitución del general Juan Ernesto Bernal Reyes.

El general Gutiérrez ascendió a divisionario apenas este año. Fue comandante de la Séptima Zona Militar en Monterrey, Nuevo León (nombrado en enero de 2013) y antes estuvo en la jefatura de la Guarnición Militar de Ciudad Juárez, Chihuahua (en mayo 2012).

Entre los reacomodos sobresalientes están también el del general de brigada Martín Salvador Morfín Ruiz (B-1148048), quien era Subjefe de Inteligencia del Estado Mayor de la Defensa Nacional (EMDN) y ha sido designado como comandante de la Primera Zona Militar con sede en Tacubaya, Ciudad de México.

Esta designación obedece a una estrategia de reacomodo para fortalecer de inmediato el despliegue militar en los alrededores de la Ciudad de México con el que se comenzará a atacar el problema de la ola delictiva en más de la mitad de las alcaldías de la capital del país.

 

Jorge Medellín

@JorgeMedellin95

Estadomayor.mx



Anuncios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *